Desde enero del 2021, la Unidad de Mantenimiento Vial de Bogotá, inició el desmonte y reubicación del actual bicicarril implementado en la Calle 13. Aunque este espacio incentivó el uso de la bicicleta y salvó vidas, también generó un inminente descontento entre los usuarios de esta vía.

El bicicarril central será reemplazado por un modelo temporal que se ubicará sobre los costados de tierra y césped de este importante corredor vial; este espacio es conocido como la ‘zona de ampliación’ o ‘zona de playa’.

Este nuevo modelo se implementará desde la Avenida Boyacá, hasta el Río Bogotá, mientras se estructura una solución definitiva e integral para la movilidad de la Calle 13. El desmonte total se tiene previsto para el 7 de mayo.