El pasado domingo 3 de octubre en horas de la mañana, las autoridades fueron alertadas por la infortunada caída de un joven al turbulento Río Gualí, en el municipio de Honda, Tolima. A pesar de que se activaron los mecanismos tempranos de búsqueda, el cuerpo sin vida fue hallado al día siguiente, kilómetros adelante de la desembocadura de este afluente con el Río Magdalena.

Una publicación de los Bomberos de Honda confirmó que se trata del joven Cristian Camilo Muñoz, de 18 años, quien viajó desde el municipio de Mosquera, Cundinamarca junto a otras personas para pasar el fin de semana en tierra caliente. 

El cuerpo será trasladado al municipio de la Sabana de Occidente, donde se realizarán las honras fúnebres.